Porque la palabra importa

Buenos Aires 373, 3B, Neuquén capital, ARG. | +54 (299) 4482270 |  103.7web@central.uncoma.edu.ar

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

2,714 total views, 3 views today

magazinedeciencia.com.ar

Gustavo Esteban Romero, Investigador Superior del
CONICET y Director del Instituto Argentino de Radioastronomía,  en diálogo con nuestra emisora 
se refirió a la difusión de lo que definió como una «noticia falsa» sobre el supuesto “descubrimiento” de un “universo paralelo” y desasnó paso a paso cómo se construyó la fake news.

«La noticia que circuló afirmaba que científicos de la NASA, sin mayor precisión que esa, por medio de un experimento en la Antártida habían ‘descubierto’ (ni siquiera ‘inferido’ o ‘hallado’ alguna evidencia) un supuesto Universo paralelo en el cuál el tiempo va hacia atrás», describió Romero y remató: «Para quien está trabajando en el tema, ya es obvio desde el título que eso es un disparate».

El investigador indicó que una de las principales formas de reconocer la falta de veracidad en esa información es que, de ser así, la primera en darlo a conocer sería directamente el área de comunicaciones de la NASA y no los periódicos.

«Lo que a mí me llamó la atención fue la rapidez con la cual empezó a circular, cómo se propagó y empezó a aparecer en medios (de comunicación) importantes», expresó Romero.

También, consideró lo ocurrido como un hecho «interesante desde el punto de vista sociológico» y agregó que en casos donde las noticias falsas puedan involucran, por ejemplo, inventos del área de la medicina, «pueden causar un enorme perjuicio a la población».

Deja un comentario

Cerrar menú