Porque la palabra importa

Buenos Aires 373, 3B, Neuquén capital, ARG. | +54 (299) 4482270 |  103.7web@central.uncoma.edu.ar

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

316 total views, 2 views today

 

Pablo Sosa, delegado de los trabajadores en la Planta Industrial de Agua Pesada (PIAP), informó que finalmente lograron destrabar el conflicto y llegar a un acuerdo con la gestión.

Los tres puntos acordados son: el pago total de haberes; la permanencia de los 104 puestos de trabajo, en tareas de conservación de la Planta hasta que reactive la producción.

En tanto, el Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) se hará cargo de 16 personas, que pasarán a planta permanente, y que trabajan en Caviahue y Chos Malal.

 

 

Por último, Sosa relató que hace cinco meses se encuentran trabajando en la comisión técnica de energía hidroeléctrica y nuclear del Frente de Todos. En dicho espacio trabajan con representantes del próximo gobierno proyectos a mediano y largo plazo, entre ellos la reactivación de la Planta.

 

Esta entrada tiene un comentario

  1. Considero el intento de suprimir la PIAP como, naturalmente, el primer y letal paso hacia la eliminación TOTAL Y DEFINITIVA de la nuclear como fuente de energía eléctrica en nuestro país, dada la dependencia del uranio natural de nuestras tres centrales generadoras hasta el presente. Por lo tanto, es obligación tal vez insospechada de los trabajadores sacar de cualquier marco exclusivamente gremial su visión del asunto, y verlo como lo que es: un GIGANTESCO ENSAYO DE TRAICIÓN A LA PATRIA, TAL VEZ EL MAYOR EN NUESTRA HISTORIA, fuera y aparte aquí de TODA baja política. Y obligación del resto de nosotros no olvidar ni por un momento, y condenar eternamente a los miserables que lo intentaron al fusilamiento moral por la espalda, ya que no podemos aplicarles el físico, por ahora. Porque estos innobles degenerados intentarán una y otra vez frenar todo desarrollo autárquico en tecnologías de punta que se intenten. Nada de «energía insegura», nada de peligro de «contaminación», nada de «costosa» en los motivos de los traidores. El oro yanqui, simplemente. De ahora en más ALERTA PERMANENTE frente a todo intento de suprimir el desarrollo nuclear. REACTIVACIÓN DE LA PIAP EN EL PLAZO M A S B R E V E P O S I B L E. Esas 300, o 500 ó 700 toneladas, a más de lo que se pueda exportar, debe salir, con la condición, por supuesto, de la «calidad reactor» cuando sea necesario, debe salir, digo, toda del esfuerzo de nuestros trabajadores. A todos ellos, mi alegría por la solución presente, y un fuerte abrazo de argentino.

Deja un comentario

Cerrar menú