Porque la palabra importa

Buenos Aires 373, 3B, Neuquén capital, ARG. | +54 (299) 4482270 |  103.7web@central.uncoma.edu.ar

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

869 total views, 1 views today

 

En el marco del Día Mundial del Corazón, el cardiólogo Carlos Reeves visitó nuestros estudios para abordar la temática vinculada a la niñez. Él integra desde 2007 el equipo que realiza cardiocirugías infantiles en el Hospital Regional de Neuquén (Castro Rendón), que además atiende a niños y niñas de toda la Patagonia.

Haciendo un poco de historia, relató que aquel año hicieron diagnóstico a nivel nacional sobre las causas de la mortalidad infantil. Allí surgió que si bien habían disminuido los motivos más recurrentes, empezaban a tomar relevancia las muertes por malformaciones, y dentro de ellas las más numerosas eran las cardiopatías.

«Cuando se analizó mortalidad por cardiopatía, se vio que muchos chicos se morían sin poder tener una resolución quirúrgica, o sea en lista de espera», agregó. Esa situación se debía a la falta de Centros a nivel nacional que realizaran la intervención, y donde Neuquén no era la excepción.

El cardiólogo explicó que, a partir de un acuerdo con el Hospital de Niños de La Plata, comenzó un proceso de formación y equipamiento, que decantó en que a partir del 2010 el Hospital de Neuquén se convirtió en la cabecera para toda la región patagónica. Aseguró que cerca de una tercera parte de los chicos operados aquí son de otras provincias.

Asimismo, Reeves se refirió a las causas por las cuales un menor se enferma del corazón y también destacó que cada vez más son los casos que pueden ser abordados y corregidos.

 

Deja un comentario

Cerrar menú